| Contacto | Mapa Web | Ayuda
miércoles, 29 de marzo de 2017
 
CIUDAD

BASÍLICA DE LA PURÍSIMA – IGLESIA NUEVA

La Basílica Arciprestal de la Purísima Concepción o “Iglesia Nueva” fue construida en dos fases; a partir de 1775 por José López, quien realiza los planos y en una segunda fase, tras un periodo de interrupción, por Jerónimo Ros, quien termina su construcción en 1868 y se encarga de realizar la emblemática cúpula de la Basílica.

Su  estilo es neoclásico; aunque por su grandiosidad se confunde con edificios del s. XVI . El templo presenta planta de cruz latina, de tres naves, separadas por arcos de medio punto con cúpula semiesférica peraltada sobre el crucero y capillas en los contrafuertes, anexionando la Capilla de la Comunión. La nave central mide 50m de longitud y la crucera 40 m. Destaca la cúpula semiesférica construida con teja vidriada azul y blanca, decorada en espiral. El altar está construido en mármol “brecha de Andalucía” y la temática del antipendio (frontal) trata la “Multiplicación de los panes  y peces”, El púlpito, situado en la nave central en el lado de la epístola, es el original, aunque ha sido restaurado. El pavimento del templo, conserva el solado original; compuesto de baldosas de mármol que se alternan simétricamente en ajedrezado gris y blanco. El acceso al templo se realiza por tres portadas, dos laterales al final de la nave crucera con idéntica trazada, teniendo una de ellas una gran vidriera y otra al final de la nave central con una escalinata, debido al desnivel del terreno y pensada en un principio como fachada principal.

La Capilla de la Comunión, también de estilo neoclásico con un  gran medallón en alto relieve en su entrada, donde se presenta el tema de la Eucaristía. Ya en su interior se denota su planta poligonal inscrita en un decágono con pequeños ventanales para su iluminación.  Destaca un retablo con la  imagen del Sagrado Corazón de Jesús y un Cristo arrodillado y con los brazos abiertos al pie de la cruz de José Esteve Bonet.

Las obras escultóricas y pictóricas del templo se han realizado en su mayoría después de la guerra civil española, ya que en ésta se perdieron importantes componentes artísticos. No obstante quedan obras de relieve.

Entre éstas encontramos, en el presbiterio, una imagen de La Purísima (centro) y de los Cuatro Evangelistas. En la nave del lado del Evangelio se encuentra en la primera capilla un retablo neobarroco de San José; en la segunda un retablo moderno con imagen de San Cayetano en el centro, San Pancracio a la izquierda y San Isidro a la derecha; en la tercera la Virgen del Pilar en el centro, con la Virgen de Fátima a la izquierda y el Niño Jesús a la derecha.

En la nave de la epístola, se encuentra en la primera capilla una Imagen de la Virgen de la Aurora, otra de Santo Domingo y El Cristo de la Resurrección a la izquierda, a la derecha un lienzo de la Virgen de la Aurora; en la segunda, Imágenes de María Auxiliadora, San Antonio, San José de Calasanz y San Pascual.

En el Reverso del Imafronte, el Cristo de la Misericordia y Cristo del Ecce Homo. En la girola encontramos en la primera capilla La Virgen del Carmen, en la segunda, una imagen de Nuestro Padre Jesús con altar, en la tercera. altar Grupo escultórico de la Virgen de las Angustias de Francisco Salzillo (1764), en la cuarta capilla, altar con imagen de San Pedro, la quinta es la Capilla de la Comunión. La sexta es la Virgen de los Dolores, la séptima capilla es altar con imagen de la Virgen de las Animas. La penúltima es una imagen en escayola de San Blas y la última es la antesacristía.

ver fotografías

Ayuntamiento de Yecla, 2009. Reservados todos los derechos
Accesibilidad | Aviso Legal | Protección de Datos | Cofinanciación